Cuando la moral se pierde, el animal despierta

1
553

Aún recuerdo cuando en mis escasos 8 años pasaba por el Seguro Social, sí , ese que está a un lado del estadio de los Tomateros, y algunas veces mi imaginación volaba pensando en que algún día trabajaría en ese lugar. En aquellos tiempos era frecuente que viajara en el antiguo camión de ruta Tierra Blanca, siendo una ruta que con frecuencia tomaba y pasaba  a un costado de dicho nosocomio. Un  día, que recuerdo intensamente, el camión  paró donde antes era el MZ, unas dos cuadras antes del hospital, en la esquina de la Obregón y vi subir a una mujer de facciones lindas un poco despeinada, el rímel un poco corrido, vestía de blanco con una bata que cubría toda su ropa y llevaba un aparato colgando de su cuello, en ese momento; se me hizo una de las mujer hermosas y me dije a mi misma, cuando sea grande quiero ser como ella y trabajaré en ese hospital.

Paso el tiempo y sinceramente me fui alejando de esa idea, pensé en mil cosas más a que dedicarme, pero medicina no era la primera elección. Por azares del destino y con una historia que no los someteré a la tortura de leerla entre a la escuela de medicina y después de 13 años terminé los estudios saliendo como cardiólogo pediatra y es después de este tanto tiempo cuando un médico empieza a trabajar . 

En el arduo y largo camino que nos lleva a los médicos nuestra preparación, el servicio social, es el último paso para convertirle en Médico General, es decir, después de 7 años, aunque aún no eres médico, ya te tiene trabajando en un lugar lejos de tu familia, lejos de tu hogar , y aún sin sustentar el título de médico, te hacen responsable de una clínica en un lugar lejano con carencias de todo .

El servicio es la mitad del camino, y aún falta un largo trayecto, pero a pesar de todo lo que implica de esto, sentía que valía la pena, me enorgullecía saber lo que estaba haciendo, y en lo personal, lo volvería hacer, más sin embargo, agradezco a la vida que ninguno de mis hijos siguieran ese camino y menos en estos tiempos. Antes, ser medico era honroso y respetado ,¿cuántos niños no deseaban ser doctores cuando crecieran? Desgraciadamente esto ha cambiado y actualmente ser médico en México es ser criticado por una sociedad que a veces cree saber más, ya que con buscar en Google se ahorran de 7 a 15 años de estudio . 

¿Cuál sería el sueño de Erick Andrade? Me imagino los proyectos y metas que le daban vueltas por la cabeza. Después de un camino largo y tortuoso, ya estaba viendo el final, como ese corredor de maratones que ha padecido todo el recorrido y ya cuando sus fuerzas están por abandonar su cuerpo, levanta la vista y logra ver ya cerca, esa pancarta que dice META y logra sacar desde lo más profundo fuerza para terminar. Así me imagino a Erick, esperando su último sprint para acabar una etapa, con la ilusión de muchas nuevas metas por cumplir .

Me imagino que su madre, padre y familia lo esperaba  en su casa, a esa casa que no volverá, a esa familia que no volverá a escucharlo, abrazarlo y besarlo. Mataron a Erick y con él mataron sueños, ilusiones y porque no decirlo a una familiar entera, porque también mueren los que se quedan.

Ser médico en este tiempo es peligroso, para poder realizar tu trabajo muchas veces tienes que dejar a tu familia e irte a labrar lugares lejanos para poder obtener una base o algo que te de un sustento seguro, ahí está el caso de la Dra. Massiel asesinada en su propio domicilio, lejos de los suyos, dejando huérfana a su hija de escasos 5 años, una niña que no volverá a ver a su madre y recordara que en su día de graduación y todas las graduaciones por venir, siempre estará ese asiento vacío. Así como ellos existen muchas historias, historias que sólo la sabemos los que estamos en los hospitales, hospitales tan inseguros que hacen ver que el dinero tiene mas valor que la vida, ya que los bancos están mas asegurados que nosotros como médicos. Historias de compañeros golpeados al salir del hospital, pacientes que nos gritan y nos humillan, momentos de terror cuando se han presentado balaceras en el interior o llegan a terminar con la vida de alguien, siendo solo protegidos por los vigilantes, señores mayores que solo cuentan con una macana como protección, y eso es en la ciudad, ahora en la poblaciones mas alejadas como será esa seguridad.

Que triste nuestro México, vamos de mal en peor, y como dice  William Thackeary  “ El mundo es un espejo y le devuelve el reflejo de su mismo rostro” , hay violencia porque somos una sociedad violenta que se encuentra retro evolucionando hacia la barbarie, con falta de amor hacia los demás, con falta de respecto hacia los que hacen el bien, donde el gandaya es el que gana. En este México en el que no tranza no avanza es preferible no hacer nada que tratar de hacer algo .

Ahora te preguntas ¿por que los médicos no se quieren ir a esos lugares remotos?, no es  por falta de humildad, ni por comodidad, es por el miedo de que les pase lo mismo que a Massiel o Erick y dejen truncada su vida .

La respuesta de la universidad de Durango debería de ser general, traerse a todos los médicos de servicio social de esos lugares alejados y peligrosos, dejar esa mano de obra barata (si, porque además de todo no son bien pagados) Y exigir que los pasantes tengan mejores condiciones  de trabajo y de seguridad, la situación social es otra, el médico ya no es respetado al contrario, ahora es violentado. No podemos permitir que esto siga pasando, que médicos aún no titulados, que  están en formación sean condenados como la doctora María José residente de primer año de anestesiología, siendo tal vez por un  mal criterio,   pero tiene derecho a ser escuchada y defendida, siendo aun responsabilidad de su servicio de enseñanza del lo cual me pregunto dónde esta en este caso?. 

Yo soy de la idea de que para  formar médicos se requiere mano dura, tal vez un poco de dictadura (como cuando se educa a los hijos ) para hacer un carácter que sea capaz de reaccionar en las situaciones de más estrés ya que tratamos con vidas y nuestra posibilidad de error debe de ser mínima. Pero lo que no estoy de acuerdo es que sean violentados y hasta asesinados, eso señores, eso, no se vale .

1 COMENTARIO

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí